Mar. 21. May 2024, Santa Fe - Argentina
Casos

CONDENAN A REPRESORES EN SANTA FE

CONDENAN A REPRESORES EN SANTA FE

SANTA FE-ARGENTINA  (PrensaMare)  Se conocieron las condenas para la llamada “la patota de Santa Fe”; represores durante la última dictadura (1976-1983).

El conocido exjuez Federal Víctor Hermes Brusa sumó otros 8 años de prisión.

Se trata de su cuarta condena y se enteró de ella estando en su casa. El Tribunal Oral Federal –integrado por los jueces de Rosario Mario Gambacorta, Germán Sutter Schneider y Eugenio Martínez Ferrero- lo condenó a 8 años de prisión por “apremios ilegales” a tres militantes peronistas durante la dictadura (Francisco Klaric, Eduardo Bafficco y Carlos Chiarulli).

Lo sugestivo ha sido que dicho tribunal no resolvió dónde cumplirá la sentencia, a pesar que la Corte Suprema de Justicia de la Nación le anuló la prisión domiciliaria en octubre de 2021 (6 meses atrás).

Tampoco unificó las penas con las tres condenas anteriores a 23 años de prisión por “asociación ilícita” y “apremios ilegales” (a nueve militantes de la Juventud Peronista). El fiscal Martín Suárez Faisal había pedido 10 años de prisión y la abogada querellante Lucía Tejera, 15 años de cárcel por “tormentos agravados” en el “contexto de genocidio”.

En 2009, Brusa había sido condenado a 21 años de prisión por “apremios ilegales” (en ocho casos); en 2014, a siete años de prisión por “asociación ilícita” y en 2017, a tres años por “apremios ilegales” (a otro de sus perseguidos).

De esta forma, con las condenas anteriores más la nueva, Brusa acumularía 39 años de prisión a cumplir. Lo increíble del caso es que con semejante pena total, se lo pretendan hacer cumplir en su casa.

Los otros condenados fueron la ex carcelera del Área 212 (que operaba en la Guardia de Infantería Reforzada), María Eva Aebi, y el ex oficial Juan Eduardo González.

La primera recibió una sanción judicial de 6 años y seis meses de prisión por la “privación ilegal de la libertad agravada” a Marta Berra (que estaba embarazada en la época de los hechos) y Milagros Almirón (que apenas tenía 14 años).

Por su parte a González, lo condenaron a 9 años de prisión por “privación ilegal de la libertad agravada” en perjuicio de tres militantes de la Federación Juvenil Comunista (José Schulman, Graciela Roselló y Hernan Gurvich) y “violación de domicilio por allanamiento ilegal”, de la casa donde vivían, en octubre de 1976.

También se le impuso la accesoria de “inhabilitación especial” para ocupar cargos públicos por “el doble del tiempo de la condena”.

Desde los organismos de derechos humanos se reclama que Brusa cumpla la pena en la cárcel de Las Flores (Ciudad de Santa Fe); y no como hasta ahora en su casa, que –irónicamente- se sitúa a escasos 50 metros del Juzgado Federal santafesino.

Otro dato llamativo es que el veredicto no unificó las condenas, que para Brusa es la cuarta y en el de Aebi, la sexta. En cuanto a Gonzalez es la primera vez que responde, pues se había mantenido prófugo. El Tribunal ordenó que “por Secretaría se realice el cómputo legal con notificación a las partes” (¿?).

·         Aebi suma seis condenas. Las cinco anteriores se unificaron en 25 años de prisión por “asociación ilícita”, “privación de la libertad agravada” y “tormentos agravados” a 16 víctimas del terrorismo de Estado y “partícipe necesaria en el delito de aborto a Silvia Suppo” (más la nueva): 19 años de prisión en 2009, 5 años en 2014, 12 años en 2017, 10 años en 2018, 7 años en 2019 y 6 años y 6 meses, en 2022. Todo lo cual sumaría 49 años y seis meses de prisión a cumplir (en la casa?).

A González se le imputó los secuestros de Schulman, Roselló y Gurvich y el “allanamiento ilegal” de la casa en la que ellos vivían.