Dom. 25. Feb 2024, Santa Fe - Argentina
De todo

ASOMBRO Y PÉSIMA PREDICCIÓN DEL FMI

ASOMBRO Y PÉSIMA PREDICCIÓN DEL FMI

CIUDAD DE BUENOS AIRES-ARGENTINA (PrensaMare)  Durante el gobierno de Alberto Fernández, en el mes de octubre de 2023, el FMI dio a conocer un pronóstico positivo para la economía argentina.

El organismo esperaba un crecimiento del 2,8% para el año 2024.

Sin embargo, antes de los 2 meses de asumido Javier Milei, pronostica que habrá un retroceso del 2,8%. Recién anticipa una recuperación en 2025 (que sería del 5%).

Teniendo en cuenta ambos valores (+2,8% y -2,8%) se concluye en que el FMI considera que la baja será del 5,6%.

Esta baja es consecuencia del ajuste realizado por el gobierno de Milei. En su informe el FMI expresa: "La revisión del pronóstico para 2024 se debe al crecimiento negativo de Argentina en el contexto de un ajuste significativo de la política económica para restablecer la estabilidad macroeconómica".

Esta caída ubicará al país en el (nada elogiable) peor lugar en cuanto a que será quien más retrocederá en 2024 entre los 30 países seleccionados en el análisis de proyecciones globales.

En la región, el FMI proyecta un crecimiento promedio del 1,9%, con un avance de 1,7% en Brasil y 1,5% en México.

Respecto de la inflación, el FMI no precisó las proyecciones para el país, pero afirmó que habrá una suba “en el corto plazo”.

El economista en jefe y director del Departamento de Investigación del FMI, Pierre-Olivier Gourinchas, expuso que seguirá la alta inflación por el “realineamiento de los precios relativos y la eliminación de controles de precios, depreciación de la moneda y el pasaje hacia los precios”, a lo que agregó el proceso de "remoción de algunos subsidios".

Estimó que la inflación mensual volverá a ser "de un solo digito" para "mediados de este año" y que finalizará 2024 con una suba acumulada de aproximadamente 150%, respecto al 211% de 2023.

Teniendo en cuenta esta predicción y siendo 'benévolos', se puede prever que si los 6 meses del segundo trimestre habrá una inflación de un dígito (imaginemos del 9% mensual), ella sumaría en los 6 meses: 54%.

En consecuencia, si al final del año la inflación total del 2024 llegará al 150%, si se le restan el 54% (del segundo semestre), queda un 96% de inflación para los primeros 6 meses...