Mar. 06. Dic 2022, Santa Fe - Argentina
Deportes

2022: LOS 4 ENTRENADORES DE COLÓN...

2022: LOS 4 ENTRENADORES DE COLÓN...

SANTA FE-ARGENTINA (PrensaMare)  Cuando finalice el actual torneo de la Liga Profesional de Fútbol, Colón habrá sumado 4 entrenadores.

El 7 de julio se informó la salida de Julio César Falcioni; el 17 de agosto se fue Sergio Rondina; y el 27 de septiembre Adrián Marini. Sucediéndolo el uruguayo Marcelo Saralegui.

Se trata de la mejor muestra de la desorientación dirigencial del club que fuera ganador del anterior campeonato, y hoy ni siquiera aparece entre los puestos de mitad de tabla.

La salida de Marini es la expresión del destrato. Un hombre del club que asumió en un momento muy difícil, que fue despedido en una forma destratante; coherente con la forma en que se maneja la dirigencia.

Tras dirigir la práctica, se le acercaron a Marini para decirle que ya no era más elentrenador... así de simple y doloroso (telefónicamente ya se había arreglado con Saralegui).

La estadística indica que Falcioni dirigió 6 juegos, Rondina 7, y Marini 8. Por lo cual, Saralegui estará al frente los restantes 6 juegos de la competencia.

Una situación que encuentra al titular de la entidad, José Vignatti como el principalísimo responsable; y donde –aunque no en el mismo nivel-, el Secretario Deportivo Mario Sciacqua y los demás integrantes de la Comisión Directiva.

Como todo tiene que ver con todo...

En el mismo sentido de coherencia, el club –tras el escándalo de la detención de un vicepresidente y un vocal-, no se pronunció.

Posteriormente, cuando ambos se declararon culpables (para obtener una condena más aliviada y que les permitiera estar en libertad), el club salió en un pobrísimo comunicado a responsabilizar de lo ocurrido... a las autoridades (¿?).

Como se puede entender, nada es casual y todo es causal. Las cosas suceden una tras otra, como una cadena de desaciertos, sin que desde la conducción efectúen autocrítica o muestren alguna intensión por cambiar.

Que Marini haya sido el único que puso la cara tras la goleada sufrida en su casa ante Argentinos Juniors, no fue casual. Si la llegada de Falcioni se produjo con la ilusión de Vignatti que le podría asegurar un planteo inteligente para ganar la Copa Libertadores, esta llegada de Saralegui se produce para que su excelente trayectoria como futbolista del club, sirva para descomprimir, para que ‘ponga la cabeza’, y para ganar tiempo.

Cual era el proyecto futbolístico de Falcioni...? Nadie lo sabe.

Y el de Rondina...? Tampoco, si lo contrataron cuando –tras ser despedido de Central Córdoba santiagueño- retornaba en su auto rumbo a la provincia y de Buenos Aires, y lo convencieron de quedarse-... Posteriormente, la asunción de Marini fue para tratar de apagar el fuego; pero no alcanzó y así se lo sacaron de encima.

A Saralegui -lógicamente- que no se le puede pedir proyecto alguno.

Es cierto que...

Los partidos los ganan y los pierden los jugadores dentro de la cancha. Pero también que todo lo que sucede en derredor durante los días anteriores y posteriores a cada juego influyen.

Este cuarto entrenador en tan poco tiempo demuestra la crisis que sufre el club, más allá que con la presidencia de Vignatti, se haya logrado la primera estrella.

Por lo pronto digamos que en medio de esta situación, que el propio Saralegui haya reconocido que llegó para dirigir 6 partidos, es demostrativo de la desorientación en la conducción. Mientras, desde la Comisión Directiva se afirma haberse efectuado contactos oficiales con diferentes entrenadores para que alguno de ellos, se haga cargo del equipo para el torneo venidero.

(Foto: el condenado vicepresidente Horacio Darrás y José Vignatti).