Lun. 26. Feb 2024, Santa Fe - Argentina
De todo

MILEI HABLA DE “FRAUDE” SIN PRUEBAS

MILEI HABLA DE “FRAUDE” SIN PRUEBAS

SANTA FE-ARGENTINA (PrensaMare)  Las elecciones PASO no solo le dieron la mayor obtención de votos a Javier Milei, sino que dejó definitivamente en claro que el sistema electoral argentino es total y absolutamente confiable.

Tanto fue así que el candidato más votado careció de fiscales (de quienes controlaran y ‘defendieran’ sus votos), en la mayoría de las mesas electorales de todo el país.

Y Milei ganó, no hubo problema alguno; ni desde el Frente de Todos, ni desde Juntos por el Cambio (los derrotados) salieron a poner en duda la elección.

Pero tampo Milei salió a denunciar un fraude... a su favor (¡).

Sin embargo, tras la derrota en las elecciones del 22 de octubre, el sorprendido perdidoso intentó escrimir –en medio del dolor y no entendimiento político del conteo de votos-, la existencia de... “fraude”.

Presentó alguna prueba...? Ninguna.

Ahora nuevamente saca a relucir el mismo tema en su recorrida por los medios de comunicación. Pero esta maniobra de Milei es simplemente una acción alentada desde lo más ultra-macrista, que consideran que cuando ganan, está todo bien. Pero cuando pierde, existe “fraude”. No es una novedad; es el latiguillo siempre utilizado por la derecha y el neoliberalismo argentino.

Porque en el fondo, lo que estás sosteniendo es que ellos son “los dueños” de la democracia. De allí que al perder, consideran que se está ante un hecho que no debe ser aceptado, renegando de la misma democracia (que dicen defender).

Recientemente se habló de “fraude” en la elección de intendente de La Plata, y pese a todas las presentaciones de Juntos por el Cambio, no se halló nada irregular, y al final se impuso Julio Alak (Frnte de Todos) frente al radical denunciador Julio Garro.

No es ninguna novedad que en la misma noche del 22 de octubre Mauricio Macri llamó telefónicamente a Garro para que “denunciara el fraude”. Inclusive convocaron a una paupérrima “marcha” en Plaza de Mayo.

El sistema electoral argentino...

Está considerado como uno de los más seguros del mundo. Porque al Presidente de Mesa (electoral) se le agregan los fiscales que aporta cada fuerza electoral, que constantemente controlan el funcionamiento de la votación.

Cientos de miles de ciudadanos participan en dicha tarea. Además, tras el conteo de los votos, se completan los formularios respectivos y se firman, para ser enviados al control final; documental que se incorpora dentro de la misma urna donde van todos los sobres y papeletas utilizados por los votantes.

A ello debe agregarse que en estos tiempos de tecnologías, se suman los teléfonos celulares y el wathsapp, para que inmediatamente se disponga del resultado electoral de cada una de las mesas donde se voto, en los sitios donde cada fuerza electoral realiza el control por localidad, provincia y a nivel nacional.

Existe un control en cada mesa...

Donde se emite un resultado considerado “escrutinio provisorio” que se entrega al empleado del Correo Argentino. Esos telegramas, además de los empleados del Correo, son verificados –como se expluso- por los fiscales informáticos de cada partido.

Días después se pasa al escrutinio definitivo, que es el que hace la Justicia Electoral, que es el que da la última palabra. En cada uno de estos procesos participan –en total- cientos de miles de personas. Inclusive si existen dudas, denuncias u objeciones, se abren las urnas.

Es bueno citar que en...

Las elecciones del 22 de octubre, hubo objeción en solo 2 mesas (no habían puesto los votos en su interior). Pero igualmente ese error no invalidó la urna. Porque a la hora de verificarse los números de las actas, ellos coincidieron con la cantidad de sobres; por lo que se dieron por válidas, y todas las partes lo aceptaron.