Dom. 03. Mar 2024, Santa Fe - Argentina
Opinión

REINO UNIDO: TODO MAL EN EL LABORISMO

REINO UNIDO: TODO MAL EN EL LABORISMO

PARÍS-FRANCIA (Especial para PrensaMare)  Una delicada situación se vive en el interior del laborismo británico. Ello en razón de la posición pro-israelí de su líder.

En su discurso, Keir Starmer (Foto) se negó a calificar la política militar de Israel como crimen de guerra justo el día en que el gobierno del premier Benjamin Netanyahu bombardeó un campo de refugiados en Gaza (provocando cientos de muertos civiles).

Esta posición está en sintonía con la del incompetente primer ministro conservador Rishi Sunak.

Starmer habló en el think tank Chatham House, donde se opuso a un cese el fuego para parar la masacre de palestinos. “Si bien comprendo que se desee un cese el fuego, en este momento pienso que no es la posición correcta. Hamas se vería envalentonado y comenzará a prepararse para futuros hechos de violencia”, afirmó.

Tras ello un nutrido grupo de manifestantes lo esperaba en la puerta del inmuble donde fue insultado y abucheado con expresiones como “shame on you” (deberías tener vergüenza) y “cease fire now” (cese del fuego ahora).

El prestigioso Chatham House (fundado en 1920), está financiado por la Cancillería británica, el Departamento de Estado de Estados Unidos, Lockheed Martin, clave del complejo armamentísticos estadounidense, la OTAN, y la embajada israelí.

Starmer se negó a calificar la política militar israelí como crimen de guerra. Pero esta posición suya no asombra a nadie pues dos semanas atrás justificó que Israel cortara el suministro de agua y electricidad de Gaza. Ello generó que en numerosas ciudades los concejales del partido se alejaran y formaran monobloques independientes.

Unos 60 diputados laboristas apoyaron el cese el fuego, al igual que el líder del partido Laborista en Escocia, Anas Sarwar, y el intendente de Londres, Sadiq Khan.

En el Reino Unido habitan alrededor de 2 millones de musulmanes que históricamente han votado al laborismo, pero estas declaraciones de Starmer han golpeado duro en el interior del partido al que muchos consideran “progresista” y hasta de “centroizquierdista”.

Si bien en la actualidad los laboristas marchan cómodos en las encuestras por sobre los conservadores (16 puntos arriba), ello no significa que dicha diferencia se mantenga. Máxime que Starmer ha realizado un giro ‘centrista’ en temas económico-sociales, y ahora se suma a los más violento, extremo y militarista de la derecha europea, estadounidense e israelí.

El interrogante es...

Por qué Starmer ha adoptado esta postura proisraelí...? y las conclusiones pueden ser varias:

·         Que los servicios de inteligencia británicos y/o los israelíes dispongan de alguna información y/o acción de Starner que podría comprometerlo en caso de salir a la luz...

·         Que su vida personal haya influido sobremanera llevándolo a semejante posición, teniendo en cuenta que su esposa Victoria, es de religión judía...

·         Su incapacidad de análisis político para prever que su declaración generaría semejantes reacciones en contra...

·         El convencimiento que la ventaja que su partido tiene sobre la derecha británica (en vistas de las venideras elecciones), será inamovible...

·         La intensión por tratar de asegurar el acercamiento de votantes indecisos...

·         Su ambición –llevada adelante desde hace años- por recomponer la relación con el poderoso loby proisraelí, y para tomar distancia de su predecesor (Jeremy Corbyn), que tenía una su posición propalestina...

El tiempo seguramente será capaz de poder un poco de claridad a sus acciones. Mientras tanto, sigue sumando repudios.