Jue. 29. Feb 2024, Santa Fe - Argentina
De todo

Y TIRARON LA PRIMERA PIEDRA...

Y TIRARON LA PRIMERA PIEDRA...

SANTA FE-ARGENTINA  (por Rodolfo O. Gianfelici, PrensaMare)  Es común que se utilice la expresión religiosa que alguien “tire la primera piedra”, para referir a la supuesta existencia (o no) de inocencia sobre tal o cual acción o suceso.

Recientemente, cuando en la Cámara de Diputados de Argentina se debatía sobre el proyecto de acuerdo del país con el FMI, se produjo una movilización popular en repudio a dicho acuerdo.

Un derecho a protestar y expresarse del que nadie puede manifestarse en contra. El tema estuvo en que se produjo un violento e injustificado ataque con piedras sobre ventanas del despacho que corresponde a la vicepresidencia de la Nación; al lugar que hoy ocupa Cristina Fernández.

Un hecho por demás de llamativo, porque los agresores estaban en contra del acuerdo con el FMI. Y Cristina... también (¿?).

Es más: tanto ella como el anterior titular del bloque de Diputados nacionales del Frente de Todos, Máximo Kirchner así lo expresaron en su momento (cara a cara) al mismísimo presidente Alberto Fernández. Y llegado el momento, el propio legislador –hijo de la vicepresidenta-, no dudó en dar un paso al costado. Y a la hora de votar lo hizo oponiéndose, como todo el sector político peronista que se identifica con la conducción de Cristina Fernández.

El acuerdo y su aprobación dejó heridos en el Frente de Todos. Pero también una llamativa actitud violenta con la política que continuó (siendo mandataria en dos oportunidades) ella, y que marcó Néstor Kirchner se ‘sacar de Argentina’ al FMI (¡).

Esta planificada agresión edilicia también constituye una expresión política. De quién...? Bueno, ahí pueden considerarse diferentes protagonismos:

·         La ultraizquierda (muy bien informada por cierto, para saber cuales eran las ventanas a atacar)...

·         “Revolucionarios” utilizados (y funcionales) por algún servicio de inteligencia estatal relacionado a algún partido político (no al peronismo)

·         “Peronistas” contrarios a la posición política de la vicepresidenta

.         "Vándalos"...? (con qué objetivo?)

·         Infiltrados (y funcionales) de algún sector de la derecha y neoliberalismo local, buscando desviar la atención del grave problema que en su momento crearon con el retorno (y préstamo) del FMI.

 

Más allá de los daños materiales, resulta evidente que esta acción ha generado un posicionamiento político (que no puede ni debe) pasar por alto. Porque el hecho generó silencios y/ reacciones débiles y casi ‘de compromiso’, para repudiarlo y solidarizarse con la vicepresidenta.

 

Dónde ha estado (públicamente) el presidente Fernández ante esta violencia planificada...?

Dónde ha estado el funcionariado del gobierno nacional ante tal agresión...?

Dónde está la oposición neoliberal y derechista frente al ataque...?

Dónde está la oposición del resto de los partidos políticos...?

Dónde están las entidades, organizaciones intermedias, sindicatos, opinólogos, periodistas, analistas...?

Acaso estamos ante un hecho violento que puede ‘justificarse’...?

La vicepresidenta expresó: “Otra vez… inmensa pena... Paradójicamente fue mi despacho el que atacaron... Paradójicamente fue mi despacho el que atacaron. El despacho de quien hizo frente a los fondos buitres, quien mantuvo fuera del país al FMI, cumpliendo el legado de mi compañero Néstor Kirchner, y que además construyó con su decisión el Frente de Todos, que permitió derrotar a Mauricio Macri. Paradójicamente o intencionalmente”.

Resulta llamativo que los únicos en repudiar el suceso hayan sido el bloque de diputados del Frente de Todos, la Corriente Nacional de la Militancia, organismos de derechos humanos, el Ministro de Ciencia, Tecnología e Innovación, Daniel Filmus, el titular del bloque de diputados del Frente de Todos, Germán Martínez; y el Secretario General de la agrupación La Cámpora, Andrés Larroque.

Tras conocerse dichas expresiones, la vocera presidencial, Gabriela Cerruti y el Ministro de Seguridad, Aníbal Fernández expresaron que el mandatario se había comunicado vía WhatsApp con Cristina.

El acuerdo y la votación dejaron heridos dentro del Frente de Todos; las pedradas, también.