Lun. 19. Oct 2020, Santa Fe - Argentina
Economía

BARRIOS POPULARES: IMPORTANTE DECISIÓN DE ALBERTO FERNÁNDEZ

BARRIOS POPULARES: IMPORTANTE DECISIÓN DE ALBERTO FERNÁNDEZ

CIUDAD DE BUENOS AIRES-ARGENTINA  (PrensaMare)  Al final el presidente Alberto Fernández escuchó los reclamos y las epxlicaciones generardas desde diferentes actores sociales y efectuóuna importante ‘transferencia’ de área en el Estado.

Traspasó al ministerio de Desarrollo Social la tarea de urbanizar los 4400 barrios populares. Para ello el mandatario retiró a dicha área de la órbita del Ministerio Territorial y Hábitat, que conduce la rosarina María Eugenia Bielsa.

Así, el responsable desde ahora será el Ministro Daniel Arroyo. Este cambio era un reclamo de las organizaciones sociales. Ellas le habían hecho llegar a Fernández desde diferentes sectores sus quejas porque Bielsa (desde que asumió), no utilizó los fondos disponibles para hacer obras.

La responsabilizaban de no entender no hacer nada ante la grave crisis habitacional del país.

Esta decisión política es de gran importancia para avanzar en planes y obras de urbanización cuyos barrios contienen 4 millones de personas.

El proyecto de Arroyo (conversado ya con organizaciones sociales) es el de urbanizar un promedio de 400 barrios por año. Una tarea que excede (para ser completado los 4400 barrios del país), la gestión de Fernández, y que –si no tuviera cambios-, debería insumir una década de tareas.

Con este cambio dispuesto, la Secretaría de Integración Sociourbana (que conduce Fernanda Miño, del Movimiento de Trabajadores y Excluidos), deberá “mudarse” a Desarrollo Social. Hasta el momento dicha administración solo pudo llevar adelante obras en apenas 20 barrios; pero ha avanzado en proyectos para más de 100 otros barrios en todo el país.

Lo importante –también- es que el 25% de la mano de obra ocupada en las obras a realizarse (por ley) debe ser del mismo barrio, mediante cooperativas de construcción. Ello servirá para reactivar el trabajo local.

Los 4400 barrios están cesnados (en el Registro Nacional de Barrios Populares, Renabap) y está pendiente desde 2018, y la ley fue aprobada en el 2018 (por el oficialismo y la oposición). Mauricio Macri reglamentó la ley en 2019, poco antes de dejar el Gobierno; pero ni hizo ninguna obra ni le otorgó presupuesto…

A inicios del 2020, Fernández creó el impuesto PAIS (un 9% del impuesto a la compra de dólares para ahorro es destinado a un fondo para la urbanización). Es así que el FISU (Fondo de Integración Socio Urbana) tiene 8000 millones de pesos disponibles para obras. De aprobarse el aporte extraordinario de las grandes fortunas, el citado monto podría sumar 45.000 millones de pesos (el 15% de lo que se estima recaudar).

Las principales tareas que piensan llevarse adelante en forma inmediata por Arroyo en los barrios, será la apertura de calles, mejora de viviendas en sus núcleos húmedos (cocinas y baños), y desarrollar lotes con servicios. Para esto último, de ser necesario, el Estado podría comprar tierras privadas y usar tierras fiscales.

La base sobre la que se asentará la idea que tiene Arroyo, es la de fortalecer y utilizar el Programa Potenciar Trabajo. Éste unificó los planes sociales asociándolo a actividades productivas, de cuidado o de capacitación (incluye a algo más de 550 mil personas; el 10% de los desocupados del país).

También se buscará re-formular el IFE (pago durante la pandemia: Ingreso Familiar de Emergencia), dándole continuidad de sustento a gente que a causa de la pandemia se quedó sin trabajo (actualmente lo perciben 9 millones de personas).