Jue. 04. Jun 2020, Santa Fe - Argentina
De todo

LOS CURAS VILLEROS CON EL PRESIDENTE FERNÁNDEZ

LOS CURAS VILLEROS CON EL PRESIDENTE FERNÁNDEZ

CIUDAD DE BUENOS AIRES-ARGENTINA  (PrensaMare y AICA)  El obispo auxiliar de Buenos Aires, monseñor Gustavo Carrara, informó sobre el encuentro que mantuvieron los sacerdotes que integran la pastoral de las villas de emergencia con el presidente, Alberto Fernández.

El encuentro se hizo en la Quinta Presidencial de Olivos. “Llevamos nuestra mirada acerca de la cuarentena en los barrios”, expresó el obispo. Tomaron parte además de monseñor Carrara, los presbíteros José María Di Paola, Lorenzo de Vedia, Juan Isasmendi, Nicolás Angellotti, Eduardo Drabble y Carlos Olivero. El presidente estuvo acompañado por el secretario de Asuntos Estratégicos, Gustavo Béliz; y el diputado Máximo Kirchner.

“Llevamos nuestra mirada acerca de la cuarentena en los barrios”, expresó Carrara, y se refirió en primer lugar a la economía. “Como hay mucha economía informal, porque la gente sale a hacer changas, a cartonear, a trabajar en la construcción, en el cuidado de personas, y hace distintos servicios en la ciudad, al no poder hacerlo la economía diaria se ve resentida y lo que sentimos es un impacto en el tema alimentario en los barrios populares”, advirtió.

“El presidente nos contó de algunas medidas que ya se habían tomado días atrás acerca del aumento de las asignaciones, del proyecto de una asignación familiar única incluso para la gente que no está anotada en ningún programa”, relató el prelado. Los sacerdotes se refirieron a “la dificultad concreta en los barrios de anotarse a través de internet”, y sugirieron “buscar la posibilidad de acercar lugares de inscripción o puntos fijos de Anses”.

Por otra, le comentaron al presidente las acciones que ya se están realizando en algunas parroquias de los barrios, sobre todo en la asistencia de abuelos y personas enfermas. “Hay parroquias que de modo especial han salido a buscar abuelos que están en situación de calle y ofrecerles de modo expreso venir a las parroquias. Está la voluntad y el deseo de acompañar esas situaciones”, reconoció monseñor Carrara.

“Se puso en consideración un proyecto con la Familia Grande Hogar de Cristo, que es una red de asistencia a personas con problemas de adicciones, que nació en las villas y se ha extendido en el país, de hacer alguna especie de hospital de campaña”, planteó el obispo, “para la recepción y el aislamiento de personas que tengan alguno de los síntomas”. El obispo destacó que “no es que la gente no quiera cumplir la cuarentena, sino que a veces son muchas personas en un espacio muy reducido”.

El obispo reconoció que en los comedores de las villas, por ejemplo, hubo que reforzar el trabajo para cocinar para más personas o más de una tanda. En esas circunstancias, “los voluntarios surgen de los mismos barrios, para no provocar que se mueva población de un lugar a otro… la solidaridad puede estar en el aporte económico, en juntar alimentos o elementos de higiene que se puedan ir a buscar… hay que ser creativos y también tratar de respetar la cuarentena”.

En cuanto a la oración que rezaron junto con el presidente, el obispo explicó que surgió espontáneamente, ya que uno de los funcionarios estaba al tanto de la invitación del papa Francisco de rezar un “Padrenuestro mundial”, y propuso hacerlo en ese momento; propuesta que el presidente aceptó de inmediato y con gusto.