Sab. 21. Set 2019, Santa Fe - Argentina
Argentina

SIMPLEMENTE: SE FUE LA COCA...

SIMPLEMENTE: SE FUE LA COCA...

Una mujer que marcó rumbo, además de ser excelente persona...

CIUDAD DE BUENOS AIRES-ARGENTINA  (PrensaMare)  A los 83 años y tras permanecer internada por varios días, falleció la actriz argentina Isabel Sarli, La Coca.

Fue una pionera del cine erótico en el país (junto a Libertad Leblanc). Murió en el Hospital Central de San Isidro, donde estaba internada desde hace unas semanas. Meses atrás se operó de la cadera, y quedó muy débil. Tanto que no pudo recuperarse nunca.

En 1992 fue intervenida de urgencia al descubrírsele un tumor cerebral, y superó el difícil momento. Una mujer que estuvo ligada a Armando Bo, que fue su gran insperirador (la inventó?). Compartieron por casi 26 años una relación, lo que los hipócritas y moralistas cuestionaban, porque no estaban “formalmente casados”, y porque él tuvo su cónyuge...

Además de su exuberante cuespo, y su exposición, debe reconocérsele que fue una de las primeras en filmar una relación lésbica en el cine argentino.

Había nacido en Concordia (Entre Ríos), el 9 de julio de 1935. Se inicia trabajando de modelo, realizando numerosas publicidades fotográficas para diversos productos. Hasta que en 1956 conoce a Armando Bo, y surge una histórica pareja. Ela era la protagonista erótica; él su director y productor (algunas veces, haste el coprotagonista). Realizaron una treintena de películas, en una relación que se interrumpe en 1981, ante la muerte de Bo. Ello significó –prácticamente- el final fílmico de La Coca.

No fueron tiempos fáciles para la dupla, pues la censura argentina siempre estaba con lalupa, persiguiéndolos. Tanto que en varias oportunidades realizaban escenas diferentes sobre el mismo tema; uno para la película que se proyectaba en el país, y otra para la que iba al exterior.

Esa situación se agudizó cuando lo moralistas de la dictadura cívico-militar puso sus ojos en la dupla. Tanto que prohibieron el filme La insaciable. Lo que los llevó a realizar una huelga de hambre en un banco de la Plaza de Mayo (hasta que el edecán presidencial les “sugirió” irse de allí).

El perseguidor Ente de Calificación Cinematográfica, los tuvo a mal traer; inclusive hizo detener a Armando Bo en varias oportunidades.

Sarli debuta cinematográficamente con El trueno entre hojas, basada en un cuento del escritor paraguayo Augusto Roa Bastos. Otras de sus recordadas películas fueron: Sabaleros, Y el demonio creó a los hombres, India, La mujer del zapatero (con Pepe Arias), La tentación desnuda, La mujer de mi padre (donde trabajan Armando Bo y su hijo Víctor Bo); Carne, Fuego, Fiebre, Intimidades de una cualquiera (guión de Dalmiro Sáenz), y Una viuda descocada, entre otras.

Tras la muerte de Bo, ella retorna en el fime La dama regresa (de Jorge Polaco), y en 1998 hizo teatro de revistas con la obra Tetanic.

“Hice 28 películas con Armando y las quiero a todas, me encantan, yo no reniego de nada de lo que hice. Algunas fueron tremendas, yo regresaba a casa y mamá me decía: 'Pero, Coca, parece que volvés de la guerra', porque había estado filmando en la selva. Pero pasamos por todos lados, tuvieron gran aceptación, fui a estrenos con mucha suerte. A Japón fui tres veces, a estrenar Fuego e Intimidades de una cualquiera, que era un libro que hizo Armando con Dalmiro Sáenz, y que se llamaba Intimidades de una prostituta, pero a la que el censor obligó a cambiarle el título”, recordaba.

Se llamaba…: Hilda Isabel Gorrindo Sarli. Fue Miss Argentina 1955, y semifinalista en Miss Universo 1955. Como Armando Bo, fue una declarada peronista, aunque nunca habló de ello, y sin embargo debió soportar las típicas persecuciones del antiperonismo.