Mar. 12. Nov 2019, Santa Fe - Argentina
Opinión

EEUU Y LA PELEA POR EL MERCADO MINORISTA

EEUU Y LA PELEA POR EL MERCADO MINORISTA

Una voracidad sin límites...

MILANO-ITALIA  (PrensaMareConstantemente el mundo capitalismo va ideando cambios y transformaciones que son presentados como ‘avances’. Sin embargo bien podría ser considerado como un continuar caminando alegremente al precipicio.

Ahora la gran pelea entre grandes es por el control del comercio minorista en Estados Unidos, a través de internet. Se asiste a necesidades de adpatarse o desaparecer. Y todo indica que con una rapidez que pocos imaginaban, ya van cayendo una tras otras populares cadenas como Charlotte Russe, Payless ShoeSource, Gymboree, y Shopko

No pudieron adaptarse, y comenzaron a acumular deudas que las ha llevado al cierre.

Posiblemente algunos de sus nombres (citados) no sean conocidos en determinados países del continente americano, pero si nos referimos a Victorias Secret y JC Penny, la situación cambia. Se trata de empresas que durantes el presente siglo lograron expandirse mundialmente.

Pero a ellas también las ha alcanzado esta transformación. Por ello, para poder subsitir han decidió el cierre de decenas de sus tiendas. Lo mismo ha anunciado la popularísima Gap.

A la hora de buscar ´responsablesque las llevara cierres y desapariciones, o cierres con ilusión de subsistencias, las miradas se dirigen a Amazon. Consideran que esta firma es la verdadera culpableante el modelo de negocio que están logrando imponer a pasos agigantados.

Amazon sigue avanzando y pretende quedarse con el reinado de la logística mundial. Por ello adquirió la cadena de supermercados Whole Foods, que acompañó –además- con nuevos centros de distribución e EEUU.

El tema es que quien reina a nivel de ventas a nivel comercio minorista, es Walmart. Y Amazon se anima a salir a competirle. Una guerra de gigantes en el país líder en este tipo de actividades.

Amazon quiere optimizar al máximo cada producto que ofrece de la forma más rápida al comprador (y bajando los costos para el consumidor).

Mientras tanto, Walmart no quiere perder su liderazgo de la “torta” y busca ampliar su capacidad de venta online.

La cadena de supermercados minoristas más poderosa de EEUU “descubrió” en forma tardía el comercio electrónico. Pero al percatrse de ello, aposto (y fuerte) para poder ampliar sus servicios online.

Ha ido comprando firmas (en el país y el exterior) y con un rapidez que sorprende a rivales, se ha convertido en este 2019 en la tercera plataforma online en EEUU (superó a la poderos Apple, y se está acercando a la n° 2, eBay).

Es cierto que actualmente Amazon no tiene rival en el comercio electrónico. Tanto que controla casi el 50%. La sigue con solo el 7%, eBay. Y Walmart apenas tiene el 4%.

Pero aunque esos porcentajes sean (hoy) contundentes, Walmart avanza. Tanto que la facturación total de esa cadena de hipermercados llegó a los 514.400 millones de dólares (en el ejercicio 018). Ello ha sido un 3% más que el anterior.

Una mega empresa Walmart que es la corporación más grande del ranking Fortune 500. Posee 1,4 millones de empleados… solo en EEUU. Duplica en tamaño a Amazon (tuvo 233.000 millones en ingresos en 2018).

El tema es que en el último año Amazon creció un 31% en el último año; pero Walmart gracias a Internet creció el 40%.

Walmart genera un flujo de caja de 28.000 millones anuales. La transformación y adaptación de Walmart la ha llevado a no despercidiar nada del mercado. Por ello ha ido cerrando alianzas con Waymo (de Google), para llevar a los clientes a sus tiendas. Y firmó con Lyft y Uber para mejorar sus entregas domiciliarias (de productos perecederos). Y selló un acuerdo con Microsoft para gestionar (a través de la plataforma Azure) sus operaciones de gestión de datos.

En Walmart la tienen bien clara a su posición: deben avanzar, persiguiendo a Amazon. Y consideran que la gran-pelea-gran, está centrada en los negocios de productos perecederos. Se trata de un rubro que moviliza… 800.000 millones de dólares anuales. Sólo en EEUU…

Por ahora las ventas online son insignificantes, pero en Walmart están seguros que pueden ser líderes. Al crecer el negocio de comercio electrónico, este supermercado ya ofrece zonas para retirar los pedidos sin pasar por caja (¡). Mientras que han aprovechado para que los locales que Sam´s Club cerró, se re-conviertan en centros de distribución.

En este sentido, Walmart le va ganando la delantera a todos; y ni Amazon puede darle pelea. Las ventas de comestibles son más de la mitad de la cifra de negocios de Walmart. De allí que el servicio de búsqueda de mercadería (comprada online) ya funciona en la mitad de sus 4.700 tiendas. Ademas dispone de entregas desde 800 hipermercados.

Para fin de 2020 se expandirán a 3.100 y 1.600 establecimientos, respectivamente. De esa forma Walmart estará cubriendo el 40% de la población de EEUU.

La venta electrónica de productos frescos es baja. Apenas mueve en el país 30.000 millones de dólares. Pero crece con gran rapidez. Tanto que en los últimos 5 años se triplicó. Y para el 2013 se cuadriplicará. Ante ello, si Amazon pretender resistir la pelea con Walmart deberá salir a comprar en el país una gran cadena de supermercados.

Si no lo hace rápido, cada mes que transcurre los pasos de Walmart parecen ser inalcanzables.