Jue. 02. Abr 2020, Santa Fe - Argentina
Ámerica

TRUMP Y SU NO ENTENDIMIENTO DE LA POLÍTICA

TRUMP Y SU NO ENTENDIMIENTO DE LA POLÍTICA

MILANO-ITALIA  (por Alessio Maturo)  La arrogancia y el desconocimiento de la política llevó a que Donald Trump, subestimara el apoyo de Rusia y Cuba, así como sus propios aliados, cuando trataba de derrocar a Nicolás Maduro en Venezuela.

Un Trump que desde su llegada a la presidencia en 2017, se dedicó a llevar adelante una política dura, de extorsiones, de amenazas, de denuncias, de presiones, de sanciones, y hasta de ataques militares. Excepto la última opción, el resto han sido utilizadas contra Maduro.

En enero de 2018, Washington hizo su máxima apuesta “democrática” y “pacífica” al inventar al golpista opositor Juan Guaidó como “presidente interino”. Nofue un hecho sorpresivo creado por los venezolanos, sino una clara maniobra golpista e injerencista de EEUU, donde Guaidó era apenas la cara visible de una maniobra que se venía armando desde hacía varios años.

Pero estas maniobras no le dieron a EEUU el resultado esperado. Maduro no pudo ser derrocado. Y por si fuera poco, Washington ha sufrido un resquebrajamiento de la oposición, donde Guaidó ha quedado mucho más debilitado en forma interna. Solo es sostenido mediáticamente, y por el apoyo de Washington y la Unión Europea.

El diario estadounidense The Wall Street Journal publicó a finde enero donde expone que la derrota de Trump en Venezuela se debe al apoyo que recibe Maduro de Rusia y Cuba; pero también de países que son aliados de EEUU, como India, Turquía, y Emiratos Árabes Unidos.

Desde el turmponismo han tratado por todos los medios de lograr que Rusia abandonara a Venezuela. Le han hecho promesas de todo tipo; pero Moscú no aceptó lo que –sabiendo de quién provenían- descreyó que EEUU fuera a cumplir algo de lo que prometía. Además, el respaldar a Maduro le permite a Rusia tener una presencia política de alta importancia (dentro de América).

Elliott Abrams ha fracasado en todos sus intentos por aislar a Venezuela. Inclusive el vicecanciller ruso, Serguéi Riabkov, terminó por exigir a Estados Unidos que se retirara de las amenazas militares y levantara las sanciones económicas contra Venezuela.

El tema ha ido perdiendo importancia para Trump, que está lanzado en su carrera reeleccionista, y se encuentra más que preocupado por el proceso de juicio político (impeachment) en su contra y los problemas que ha desatado ante Irán y Palestina.

En medio de todo esto, Guaidó no pudo lograr su reelección en la Asamblea Nacional, y terminó tratando de crear un poder paralelo sesionando (¡) en el interior de un opositor diario caraqueño…

Ocurre que la oposición venezolana está en retroceso, y se ha sumergido en denuncias cruzadas de corrupción. Se han robado las “ayudas” estadounidenses… Un hecho que termina por dejar en una pésima posición a más de cincuenta países que le dieron el “reconocimiento” como “presidente interino”, a un Guaidó cada vez más debilitado y denunciado.