Jue. 20. Jun 2019, Santa Fe - Argentina
Europa

SÁBADO DE PROTESTAS EN FRANCIA

SÁBADO DE PROTESTAS EN FRANCIA

Lo destacado fue la unificadora consigna contra el presidente...

PARIS-FRANCIA  Sábado calentísimo en Francia, por las promesas de protestas de los “chalecos amarillos” y de la disposición del gobierno de Emmanuel Macro por reimir. Ambas partes habían anunciado sus acciones.

Se produjeron graves  incidentes y violencia. El grito unificador en las calles fue: "Macron renuncia". Se estima que los movilizados en todo el país superaron las 150.000 personas. Se produjeron refriegas, choques y heridos, como así también centenares de detenciones.
No se produjeron incidentes tan graves como en las 3 jornadas de días antes. Fue un sábado con menos violencia de la esperada. Algunas escaramuzas se produjeron en Paris, en la Plaza de la República con el lanzamiento de cócteles molotov. La respuesta fue lanzamiento de gases lacrimógenos. En Bordeaux hubo barricadas y vehículos incendiados; lo que también sucedió en Toulouse.
Desde el lado policial la ‘novedad’ estuvo en que actuó preventivamente en todo lo que pudo. Se practicó en lugares de concentración de gente, en estaciones ferroviarias y de buses; hubo indentificaciones constantes, y se apeló a detenciones “preventivas” que actuaron desactivando (posiblemente) ideas de confrontación.

A la zona de los Champs-Elysees solo se podía acceder si antes se dejaba revisar. Se estima que se movilizaron 90 mil efectivos de gendarmería y policías. Se dispuso que blindados recorrieran las calles, como gendarmes a caballo.

Pocos fueron los comercios que abrieron las puertas en las zonas donde en los días de protestas anteriores se produjeron hechos violentos. Hubo persianas bajas en las grandes almacenes, teatros, museos, cines, teatros, la Torre Eiffel, y hasta los jardines de la ciudad…

Al impedirse circulaciones de autos, el vacío en determinado sitios fue total. Inclusive los turistas prefirieron resguardarse y quedarse en los alojamientos. En la noche del sábado, el ministro del Interior, Christophe Castaner, dijo que la "situación bajo control". Que detuvieron a 620 en Paris y 354 en el resto del país. Oficialmente se habló de 118 heridos (17 de ellos, policías).