Sab. 17. Abr 2021, Santa Fe - Argentina
Notas

PROTESTAS Y REPRESIÓN EN PARAGUAY

PROTESTAS Y REPRESIÓN EN PARAGUAY

ASUNCIÓN-PARAGUAY  (por Ricardo Figueredo, PrensaMare)  El caos ya no se puede ocultar más. El presidente Mario Abdo Benítez, cambió a 3 ministros y prometió cambios en el Ministerio de Salud, ante las protestas del viernes.

La situación en dicha jornada fue delicada en tanto se conoció –oficialmente- la consecuencia de un muerto, 21 heridos y numerosos apresados. Benítez no puede disimular más la greve crisis epidemiológica y lo delicado de la situación política ante la falta de respuestas a los numerosos reclamos sociales.

El mandatario grabó un mensaje que se transmitió posteriormente anunciando los cambios en su gabinete. Fueron removidos los funcionarios más cuestionados por los manifestantes callejeras y por la oposición en el parlamento. Así, dejaron el gobierno el ministro de Educación, Eduardo Petta; la titular de la cartera de la Mujer, Nilda Romero; y el jefe de Gabinete, Juan Ernesto Villamayor.

Julio Borba es el flamante ministro de Salud, y deberá afrontar la situación con rápidos cambios de colaboradores y de políticas ante la pandemia. Él sucedió al renunciante ministro de Salud Julio Mazzoleni, que renunció el mismo viernes, ante denuncias desde el Parlamento y la ciudadanía por su lamentable gestión ante la pandemia.

La víctima fatal de las protestas del viernes fue Alejandro Daniel Florentín (de 32 años). Desde la Policía Nacional, informaron que esa muerte no tiene relación con la manifestación. Se trató de una protesta pacífica convocada junto al Congreso Nacional para exigir la dimisión del presidente por la gestión de la pandemia.

Los organizadores apelaron a las redes sociales con el lema "Estoy para el Marzo paraguayo 2021". La misma alude al Marzo Paraguayo de 1999, cuando se produjeron un mes de protestas intensas.

La manifestación fue reprimida con balas de goma y gases lacrimógenos, por lo que se produjeron reacciones y enfrentamientos con los uniformados. La gente solo dispuso de piedras para defenderse ante la represión.

El gobierno buscó ‘explicar’ su acción represiva aludiendo a la existencia de "infiltrados" que no formaban parte de los manifestantes. También informaron que el presidente Abdo Benítez "quiere paz", y "desde el viernes se pidió a la Policía ir a la marcha sin armas, no se ordenó la represión".

Sin embargo fue la propia policía la que efectuó los disparos. O el gobierno miente, o los policías desobedecieron al presidente ya que fueron armados (¿?). La oposición llama a inicrale un juicio político al mandatario "por mal desempeño de sus funciones". Desde el Partido Liberal como desde el Frente Guazú, han defendido el derecho ciudadano a manifestarse y condenaron la represión policial.

Previa a la movilización del viernes se pudieron observar que las fuerzas de seguridad iban instalando francotiradores en edificios cercanos adonde debía llegar la concentración. Este suceso hizo recordar las criminales acciones que se produjeron años atrás (2014) en la zona céntrica de Kiev (Ucrania), donde los francotiradores de cobraron las vidas de decenas de manifestantes.

En medio de las protestas, Paraguay sufre escasez de medicamentos para tratar a pacientes de coronavirus y la ocupación total de las camas de terapia intensiva en los hospitales públicos.