Dom. 15. Dic 2019, Santa Fe - Argentina
Clubes del mundo

UNIÓN, SOLDANO Y LOS ERRORES

UNIÓN, SOLDANO Y LOS ERRORES

Es de esperar que esta venta sirva para algo...

SANTA FE-ARGENTINA  La venta de Franco Soldano ha generado un enojo de unionistas a través de redes sociales y reuniones. También con coberturas de programas radiales y televisivos.

Se cuestiona el monto de laventa, que al club le harían ingresar apenas 870.000 dólares (libres de todo gasto). Una cifra ‘insignificante’, teniendo en cuanta que el préstamo de un jugador por un año, oscila entre los 250 y 500 mil dólares (en el mercado local).

Unión vendió a un joven delantero, que ha demostrado lo que vale en las redes rivales; y que si no pudo anotar más goles, ha sido por los errores de la dirigencia unionista que no le proveyó del asistidor necesario.

Todos los cuestionamientos están dirigidos hacia el presidente unionista, Luis Spahn (foto). Un hombre que es “exitoso” (como se usa decir en estos tiempos de reinados mercantileros) en sus empresas, pero que ha demostrado notables limitaciones a la hora de manera a Unión en lo futbolístico.

Nadie puede ser capaz de cuestionar a Spahn desde lo conductivo. Es decir: toma de decisiones, buen administrador, afrontra los probleas, y fundamentalmente, el prestar dinero al club. Porque existen problemas, que no se resuelven ni con comunicados, ni con palabras altisonantes, ni con denuncias, ni con resuiones, ni tampoco apelando a periodistas amigos.

Se resuelve con… plata. Pagando.

Y en ese sentido –guste o no-, Spahn, ha prestado plata al club. No tenía obligación alguna; él sabía en qué ‘terreno jugaba’, y respondió. Es acreedor de Unión. Ello no es un delito, ni un cuestionamiento que nadie puede realizarle, en tanto y en cuanto estén los papeles claros.

Si prestó, el club deberá devolverseló. Pero si prestó y ha sacado un provecho que no corresponde, ello sería cuestionable. Y si alguien posee pruebas de ello, por el bien de Unión, debería presentar las pruebas ante la justicia (no los medios, ni las redes sociales…).

El problema está en que Spahn ha fallado en lo futbolístico. Es cierto que se opina desde “afuera”; pero aún con las limitaciones que ello genera (alno conocerse “desde adentro”), se puede opinar con los hechos.

Unión se ha equivocado en los refuerzos; Unión no ha apostado por un salto de calidad futbolístico; Unión se equivocó en las salidas de Pablo Pérez, Enrique Triverio, Lucas Gamba y Soldano.

Pérez llegó a préstamo de Newell´s; Unión disponía de la opción, y no hizo uso; fue clave en el ascenso en 2010-2011 (31 partidos y 3 goles). Tras haber jugado muy bien en el club, se fue a Newell’s, España y Boca Juniors, donde se destacó.

Triverio llegó a mitad de 2004 a préstamo por 18 meses (33 partidos y 17 goles). Hizo grandes duplas con Claudio Guerra e Ignacio Malcorra. Se marchó al mexicano Toluca.

Gamba juega de 2014 a 2018 (125 partidos y 26 tantos); se marcha con el pase en su poder a Huracán.

Soldano es traído por Spahn (del sunchalense Unión), militando entre 2011 y 2018 (153 juegos, 49 anotaciones); logra el ascenso; se aleja sin que se le renueve el contrato y en un precio bajísimo (a nivel local e internacional).

En esta salida de Soldano, Unión ha sufrido un duro golpe. En lo económico y el lo futbolístico. Y lo peor es que lo primero, afectará lo segundo, y la ilusión de todos era que ocurriera al revés

Es decir: que la ida de Soldano (que no podía retenérselo) iba a servir para que el club se reforzara convenientemente. Sin embargo sucede todo lo contrario, y se han perdido sus goles…

Hablar con el diario del lunes es fácil. Pero no es la intensión de este artículo. Es más: desde PrensaMare durante años se ha mantenido la coherencia de analizar y opinar desde la mayor objetividad y sin pecar de liviandad o de coyuntural oportunismo.

Se ha sostenido que Unión se equivocaba en los refuerzos; y que no daba el salto de calidad que se esperaba.

Ello ha sido ratificado con este nuevo error de Spahn. Lo cual sería interesante que sirviera para que se rectifique lo conveniente y Unión pueda desarrollar un proyecto ambicioso.