Mie. 03. Jun 2020, Santa Fe - Argentina
Europa

ESPAÑA: LAS FUNERARIAS NO PERDONAN NI A LOS MUERTOS

ESPAÑA: LAS FUNERARIAS NO PERDONAN NI A LOS MUERTOS

BARCELONA-ESPAÑA  (PrensaMare)  La muerte está sirviendo para que el aprovechamiento y la especulación muestre su cara más asqueante.

Sabemos que para las funerarias la muerte es simplemente un comercio, un negocio. Costoso por cierto, pues al ataúd deben agregarse, la sala mortuoria, las flores, la ceremonia, la publicación en diarios… Sin embargo, la excusa del coronavirus –ante el elevado número de fallecimientos- le ha permitido a las empresas buscar sacar más diferencia ecoómica (ganancias).

Resulta que desde las empresas aducen –por ejemplo- que llegan a un costo total de hasta 4.000 dólares donde se incluyen conceptos verdaderamente surrealistas.

Se afirma que usan un “ataúd especial” (a causa del coronavirus). Afirman que se trta de una suerte de “envasado al vacío” (¿?). Agregando también una supuesta “ceremonia”, de la que no toma parte ningún familiar, llegado o amigo…

Otro concepto cobrado es el de “manipulación” (¿?).

Esto ocurre en medio del dolor y cuando las áreas estatales están ocupadas y preocupadas por temas demasiado importantes en medio de la pandemia. Pero las funerarias usan esta situación para esquilmar a los deudos.

Los familiares en una situación semejante están débiles y en soledad, casi sin defensas ante una agresiva “política comercial” (o extrorsión?).

Estos hechos ya han generado que se formara un grupo en las redes sociales denominada “Afectados Mémora” (referencia al nombre de una importante empresa funeraria. Ellos protestan por los abusos.

El coronavirus le permite a este tipo de gente jugar con los sentimientos de la gente. Para que en el mundo se tenga una idea de lo que se está habalando, los deudos terminan abonando una suma que es equivalente a casi un año de pensión del fallecido.

Algunas de estas firmas se niegan a desglosar en detalle los ítems que cobran de más, argumentando que el ordenador (computadora) no se los permitía (¿?).

Los danmificados ante esta situación han reclamado a las autoridades que intervengan, pero hasta el momento nadie se ocupa de ello. Mientras tanto, los buitres hacen su negocio...