Jue. 23. May 2019, Santa Fe - Argentina
Europa

1° DE MAYO CON PROTESTAS EN FRANCIA

1° DE MAYO CON PROTESTAS EN FRANCIA

No ha sido un día de festejos...

PARÍS-FRANCIA  (PrensaMare)  Continúan los malos momentos para el presidente Emmanuel Macro. Porque el 1° de Mayo, lo que debería haber sido una jornada de festejo, finalizó con protestas y represión.

Ya antes de comenzar la movilización se habían cruzado manfiestantes y fuerzas de seguridad, en cercanías de la estación de Montparnasse (desde donde partió la manifestación a las 14 y 30 hora local). Inclusive se produjeron quemas de autos.
Inmediatamente hubo golpes y lanzamiento de gases lacrimógenos, a la vez que se dispuso un operativo de “cargas policiales”.

El ataque represivo incluyó al sector donde transitaba Philippe Martínez, secretario general de la Confederación General del Trabajo (CGT). Se trata de la organización más importantes de las que convocaron al acto.
Martínez denunció la represión y pidió explicaciones al ministro francés del Interior, Christophe Castaner. La entidad en un comunicado calificó lo sucedido de "escandaloso" e "inadmisible en nuestra democracia".
Si bien el acto principal se hizo en esta capital, la CGT informó que los otras 225 marchas celebradas en suelo francés, se desarrollaron sin mayores problemas.
Otra de las convocantes, la Federación Sindical Unitaria (FSU), se retiró de la manifestación, ante la gravedad de los sucesos.
Mientras se cumplía la marcha (en un recorrido donde se dispuso el cierre de los comercios), y dirigiéndose hacia la Plaza de Italia, se originaron nuevos choques violentos.

La Prefectura de Policía informó que hacia el anochecer, se contaba con 249 personas detenidas, de las que 148 han quedado bajo custodia.

Las fuerzas de seguridad dispusieron de 12.500 controles de identidad en toda la ciudad. Una forma de prevenir la llegada de manifestantes violentos. Lo que evidencia el detallado trabajo de inteligencia que se lleva adelante en el país (en plena democracia).
Desde el Ministerio del Interior se buscó quitarle importancia a las protestas en todo el país. Inclusive se trató de no referirse a la presencia de los "chalecos amarillos". Numéricamente se dijo que en París solo tomaron parte de la movilización, 16 mil personas. Y que en todo el país, apenas habían reunido a 151.000 personas.
Los datos oficiales difieren sustancialmente con el de los sindicatos y hasta con lo que se muestra en las redes sociales.