PrensaMare

Primer diario web itálico del mundo español

Primo Giornale Web itálico nel mondo in lingua spagnola

Jueves 21 de Setiembre de 2017 - 09:22Hs.
- Menu
Domingo 13 de Enero de 2013 a las 15:06

politica

LA NUEVA ESTUPIDEZ DEL CHISTOSO DEL SEL

SANTA FE-ARGENTINA  El chistoso santafesino Miguel Del Sel, cree que hablando y opinando alegremente, realiza política. Lo hace porque su incapacidad en cuanto a lo político y a lo dirigencial es tan grande, que desconoce que en determinados momentos es necesario pensar. Una cosa es hacer de La Tota o mostrarse como el burlista de los asados familiares, y otra cosa es pensar. En la última elección, donde fue candidato a gobernador en 2011 resultó segundo, en razón del mediocre gobierno que realizó Hermes Binner y del desastre político que constituye el peronismo en la provincia. Del Sel ganó con votos en los 8 departamentos ligados con la producción sojera, lo que demuestra que los que más negocios y beneficios logran con dicha actividad son los que coinciden con el ideal de Mauricio Macri y con el pensamiento neoliberal y contrario al desarrollo y consumo que lleva adelante el Gobierno nacional. Pero en la ciudad de Santa Fe, donde Del Sel es perfectamente conocido, resultó en el puesto 13º. Perdió ante candidatos a gobernadores, a intendentes y hasta concejales. Alguno que quiera defenderlo recurrirá a que "nadie es profeta en su tierra". Pero no es para tanto: A Del Sel los santafesinos no le regalan tan facilmente el voto, porque conocen su incapacidad y mediocridad intelectual.

Con el regreso de la Fragata Libertad, en el acto en Mar del Plata, donde nadie de la oposición aceptó a participar pese a haber sido invitados, Del Sel volvió a dar muestras de su lamentable mediocridad. Afirmó: «Viven en contra de los militares y ahora reciben a la Fragata». En verdad un reduccionismo propio a su pensamiento. Debería saber Del Sel que desde el Gobierno nacional, como desde amplios sectores de la sociedad, no se está en contra de los militares. Se está en contra de los asesinos, criminales, ladrones, violadores a los derechos humanos, entregadores de la Patria. Sector minoritario del país, entre los cuales se encuentran militares. Pero también civiles. Debería saber Del Sel que desde el Gobierno nacional o desde el peronismo no se está en contra de los militares, si Juan D. Perón fue militar. Si quienes integraban el GOU, eran militares. Si dentro del peronismo existieron un General Juan José Valle y más de una docena de uniformados asesinados por otros militares (que si son repudiados por el peronismo) y civiles en 1956. Si el peronismo en uno de sus cánticos reivindica: "Generales, generales, generales de cartón... Generales son los nuestros: San Martín, Rosas, Perón".

Lo de Del Sel es muy elemental; casi analfabético a nivel histórico y social. Será porque quizás a él coincide en su pensamiento con esos militares repudiados (los de cartón). Sin ir más lejos el candidato a senador por el Departamento La Capital, que llevara Del Sel, fue un abogado de represores...

 
Volver »