PrensaMare

Primer diario web itálico del mundo español

Primo Giornale Web itálico nel mondo in lingua spagnola

Miercoles 28 de Junio de 2017 - 12:49Hs.
- Menu
Viernes 30 de Julio de 2010 a las 15:04

notas_columna

UNA TRAGI - COMEDIA SUDAMERICANA...

SANTA FE-ARGENTINA  El jueves 29-7 los medios paraguayos informaron de la muerte de Severiano Martínez, al que se sindica como integrante de la organización EPP (Ejército del Pueblo Paraguayo). La información oficial dio cuenta que “cayó abatido” en un enfrentamiento armado el miércoles en “la zona de Agua Dulce, Chaco” (paraguayo), a “aproximadamente las 17 y 30 horas, cuando efectivos de Antisecuestro de la Policía hallaron a Severiano Martínez en el monte de Agua Dulce”. La policía informó que hacía 8 días que lo perseguían. Desde el Gobierno se mostraron satisfecho por el desenlace y el Ministro del Interior, Rafael Filizzola, ratificó la decisión de combatir al EPP. En boca del funcionario, el integrante de “la banda armada terrorista Ejército del Pueblo Paraguayo”, Martínez nunca había eludido el anillo policial desde 3 meses atrás se le había tendido (cuando mató a un policía y a dos peones en Agua Dulce, cerca de Bahía Negra). Filizzola remarcó la peligrosidad de Severiano Martínez (alias Jorge o Marcos), al que se considera uno de los fundadores del grupo. Se ha informado que Martínez fue adiestrado por las FARC colombianas. Inicialmente el EPP tuvo otras denominaciones: Movimiento Revolucionario Monseñor Oscar Romero; luego Banda de Choré y Brazo Armado del Partido Patria Libre. Se dejó trascender que el ultimado estaba en la zona “monitoreando a estancieros” para algún secuestro. Se lo ha responsabilizado por los secuestros de María Edith de Debernardi y de Cecilia Cubas, a quien asesinaron. Datos: La información oficial da cuenta que el EPP es una organización político-militar, marxista-leninista, nacionalista con desarrollo nacional. Con fuerte presencia en el Departamento de Concepción (nor-oeste del país). Se cita como fecha de constitución el 1-3-2008 y cuenta con… 15 guerrilleros. Esta cifra, no se contradice con la infrmación de considerar que posee "fuerte presencia"...?  Su primer golpe habría sido el 16-3-2008, cuando quemaron maquinaria agrícola en una estancia de producción sojera. El 31-12 del mismo año el EPP atacó un cuartel militar de Tacuatí (Departamento San Pedro); robaron armas e incendiaron el lugar. Inmediatamente se produjo un gran despliegue del Ejército. No hubo resultado alguno y se suspendió el operativo. El 29-4-2009 la organización se responsabilizó de la bomba en el Palacio de Justicia. La misma no explotó porque fue encontrada y sacada del edificio. También se los responsabiliza (aunque usaban otra denominación) del secuestro y asesinato de Cecilia Cubas (hija del ex-presidente Raúl Cubas) en 2004. Luego secuestraron (31-7-2008) al empresario y ex-intendente de Tacuatí, Luis A. Lindstron (lo liberaron a cambio de 300 mil dólares). El 15-10-2009 fue secuestrado el ganadero Fidel Zavala Serrato, caso que alcanzó máxima difusión nacional e internacional. Fue en una estancia del Departamento Concepción. Luego de negociaciones, la familia Zavala debió donar carne de sus ganados a familias humildes (un "rescate" demasiado baratro...). Posteriormente la víctima fue liberada, tras 94 días de cautiverio (apareció a solo 10 kilómetros de su estancia; en el mismo lugar en donde había sido secuestrado. A mediados de abril de 2010 se produce un incidente armado (Departamento Alto Paraguay) que tiene como protagonista a Severiano Martínez. Hubo 3 personas heridas y el insurrecto escapó y se escondió en montes del Chaco. Se lanzó un gran operativo de búsqueda, sin resultado. Una semana más tarde en Horqueta (Departamento Concepción) se produce otro hecho violento al que se le adjudica la responsbilidad al EPP. Allí mueren 4 personas (un policía y 3 trabajadores de un estancia). Otra vez un gran operativo policial en la zona y se establece el "estado de excepción", para que las Fuerzas Militares puedan entrar en acción en 5 departamentos: San Pedro, Concepción, Amambay, Villa Hayes y Canindeyú). Mientras todos estos hechos se desarrollan, la Fiscalía General del Estado Paraguayo (en agosto 2009) informó que posee evidencias suficientes que demuestran la relación existente entre el EPP y las FARC. Hasta allí lo que se podría decir es “la versión oficial” del tema. Los medios: La prensa paraguaya se ha encargado de informar ampliamente sobre las actividades del EPP, y entre los últimas citas y artículos se pueden enumerar titulares como: “El EPP, una organización criminal con sólida estructura” (ABC, 18-1-2010), “Objetivo del EPP es pulverizar los partidos” (ABC, 13-8-2009), “Anuncian ocupaciones violentas en nombre del Ejercito del Pueblo Paraguayo” (ABC, 12-11-2008), “Según Carmen Villalba: El EPP ya incursiona militarmente” (Última Hora, 19-3-2008), “Los avistados portan fusiles y se dirigían al río Paraguay” (ABC, 18-1-2010), “Fiscal general vincula a FARC con caso Lindstron” (ABC, 7-8-2009). Un tratamiento periodístico que demuestra la importancia y preocupación del tema. Interrogantes: Ahora bien, a la hora de efectuar un simple análisis –aunque más no fuera superficial- del EPP y su poderío, se hace necesario avanzar en un serie de interrogantes, que hasta el momento nadie –ni desde el Estdo paraguayo, ni desde la prensa- han podido esclarecer. Comencemos. 1) Se habla de una organización de “sólida estructura”, y cuenta con 15 integrantes…? 2) Un grupo de 15 personas puede mantener en vilo a 5 Departamentos de un país…? 3) Es posible organizar un grupo guerrillero sin apoyos y logísticas…? 4) En el curso de 2 años, el EPP realizó escasas acciones, lejos de la capital nacional. La única en Asunción, fue el intento exploivo frustrado en el Palacio de Justicia. 5) Puede una organización sin estructura mantener cautivo a una persona (Zavala) casi 100 días y darse el gusto de liberarlo en el mismo lugar donde lo capturó? 6) Acaso no se podría estar ante un montaje de “terceros” interesados en endilgarle la responsabilidad a los del EPP? 7) Los “enfrentamientos” del EPP siempre resultaron demasiado confusos. 8) Es censato que un “jefe guerrillero” vaya al lugar donde lo están buscando para “monitorear” secuetros de estancieros? 9) Puede un Ministro (herramienta política del presidente) afirmar que existe preparación o entrenamiento de las FARC, sin aportar probanza alguna? 10) Puede un secuestro generar un “estado de excepción” para 5 Departamentos? 11) Un grupo de elite de seguridad se instaló en la zona y encontró un campamento guerrillero, con pruebas. Nunca se explicó cuales, ni las evidencias y/o características del acampe… 12) Paraguay carece de selva: cómo puede escabullirse, deambular y habitar sin problemas durante 2 años Martínez, sin que nadie lo encuentre? 13) No se estará asistiendo a todo un montaje escenográfico tendiente a generar miedos y justificar acciones represivas internas y/o con “ayudas” externas? Llamativos...: La muerte “en un enfrentamiento” del peligroso y escapador Martínez, se logró su silencio. Él no puede hablar, ni esclarecer absolutamente nada… y peor aún: en verdad Martínez estaba libre y escapando…?. A todo esto, luego de conocida la muerte de Severiano, se produjeron más hechos que poca claridad aportan.. El primero fue cuando el jefe de Antisecuestro de la Policía, Aldo Pastore, rechazó las insinuaciones de los familiares de Severiano sobre un supuesto montaje para encubrir un ajusticiamiento: “No vamos a ajusticiar a nadie. En ese momento no se pudo medir dónde disparar” (hablando ante 780 AM). La versión oficial “señala que los uniformados especializados rodearon al francotirador del EPP en la zona de Agua Dulce, donde se mantenía oculto desde hacía varios meses. El criminal no quiso entregarse, a pesar de las advertencias, y empezó a disparar, razón por la cual los intervinientes se vieron obligados a responder, de acuerdo a lo informado por la Policía y el Ministerio del Interior" (diario ABC, 30-7-2010). El jefe policial cometió un peligroso lapsus, pues debería haber dicho “no vamos a asesinar”, en lugar de “no vamos a ajusticiar” a Martínez. Esta explicación surgió de los dichos y sospecha del hermano de Severiano que el día antes (29-7) expresó: “No me convence en ningún momento. Esto es un montaje que una vez más hace la policía” (palabras de Rafael Martínez, que ABC publicó el 29-7). “Aseguró que Severiano no se enfrentaría con la Policía. “El fue un agricultor muy bueno”. Lamentó, además, que el presidente Lugo haya celebrado prácticamente el fallecimiento de su hermano. “Le debieron agarrar vivo”, manifestó para luego pedir al mandatario respetar el dolor de la familia. Severiano murió en la víspera, luego de recibir seis disparos en la zona de Agua Dulce, Alto Paraguay. El Gobierno asegura que el supuesto miembro del EPP se resistió a la fuerza policial, por lo que debieron abrir fuego”. Otro dato sospechoso refiere a un informe, donde la Fiscalía sostiene que El EPP tenía intenciones de matar a Severiano Martínez porque se había quedado con parte del infructuoso rescate pagado por Cecilia Cubas. Dos meses antes del secuestro de Fidel Zavala, sus ex camaradas fueron a buscarlo, pero Martínez escapó, según datos de la fiscalía y la policía” (ABC 29-7-2010). Lo cual desmostraría que Martínez no formaba parte del EPP. Pero como si todo lo analizado fuera poco, en el mismo medio escrito (el más influyente del país), se que publica que: “Los datos manejados a nivel de inteligencia, tanto en Fiscalía como en la Policía, dan cuenta que Martínez ni siquiera llegó a integrar el Ejército del Pueblo Paraguayo debido a que se molestó porque no lo tuvieron en cuenta para ser el comandante de esa agrupación”. Aparentemente Martínez se fue con parte del dinero del grupo y se situó en el norte paraguayo. Y que a partir de mediados de octubre de 2009 se internó en el Chaco. El ABC explica que Martínez fue “posiblemente adiestrado por las FARC en los montes de Colombia” y que intervino en los secuestros “de María Edith Bordón de Debernardi y de Cecilia Cubas. En el secuestro de la esposa del empresario Antonio Debernardi, que se registró el 16 de noviembre de 2001 y se extendió hasta el 19 de enero de 2002, actuó como “soldado”. Por la liberación de María Edith se cobró la suma de un millón de dólares. Para el secuestro de Cecilia Cubas, ocurrido el 21 de setiembre de 2004, Martínez estuvo en el comando operativo…. estuvo en la casa de Ñemby, donde hallaron muerta a Cecilia el 16 de febrero de 2005”. Siguiendo con el rosario de imprecisiones, se publica: “Para el fiscal de Boquerón, José Luis Brusquetti, Martínez contaba con protección de peones de la zona del Chaco. Esta es la razón por la cual el mismo logró mantenerse oculto de las autoridades por tanto tiempo… se ocultaba dentro de las estancias como un empleado más”, afirmó (en el campo y sin llamar la atención de nadie ?). En otra de las llamativas contradicciones, el propio diario ABC lo identica como “el presunto miembro del EPP” (?). Y afirma el 29-7-2010: Severiano Martínez estaba preparado para transitar por el monte, ya que llevaba provisiones básicas para la sobrevivencia. También tenía un arma de fuego y un cuchillo, según se observa en imágenes captadas por Red Guaraní”. Qué serán las “provisiones básicas”: fideos, latas con conservas, harina…? Y sigue: llevaba una ropa camuflada, con zapatones y pierneras. En una mochila que llevaba había: un jabón de baño, sobres de jugo en polvo, miel, una botella de agua, coquito y arroz”. En esa zona Paraguay vistiendo “ropa camuflada”...? Eso sí que era una invitación para que cualquier habitante de esos departamentos sospecharan de él. Sigue: “También se halló la foto de una niña. Asimismo, tenía un cuchillo y una pistola Jericó, con 13 balas, de las cuales tres fueron disparadas, y una riñonera”. Un guerrillero entrenado por las FARC con tan pocos recursos militares ? En su declaración el jefe policial dijo que Martínez comenzó a disparar, pero solamente efectuó 3 disparos, según el informe periodístico, por lo que se presume que el “enfrentamiento” no fue tan rudo. Máxime que Martínez aparece luego con 6 balazos en el cuerpo... También se hizo referencia en algún momento a que el prófugo era “francotirador”. Lo cual se contradice porque solamente portaba un arma corta… Final. La policía destacó que la víctima nació el 25 de octubre de 1971 en la localidad de Carayaó, Departamento de Caaguazú. Que era agricultor y que sólo estudió hasta sexto grado. Todo este tema no habrá sido una mediocre teatralización, donde Martínez fue “contratado” para cumplir el papel de muerto…?

 
Volver »